Si ya tienes un negocio online, deberías saber la importancia que tienen las descripciones de tus productos.

Los clientes potenciales necesitan saber exactamente lo que les ofreces a través de un mensaje potente para que le te compren a ti y no a la competencia.

Piensa en cuando entras en Google para comprar un producto que necesitas. Normalmente no eliges el primero que te aparece.

Por lo general, te tomas tu tiempo, investigas, lees las descripciones de los productos, barajas varios, husmeas en los comentarios de los clientes, analizas las imágenes.

¿Verdad que si?

Se trata de tener confianza antes de hacer un desembolso de dinero.

Como puedes ver, las descripciones de productos cumplen con un propósito básico: generar impacto en el comprador potencial.

En este artículo te enseñaremos algunos trucos para que las descripciones de tus productos obtengan el interés que tu cuenta corriente necesita.

En resumen, una descripción de producto, cuidadosamente elaborada, puede ayudar a multiplicar tus conversiones de venta.

Si no tienes una descripción convincente que atraiga a tus clientes, lo más probable es que se vayan a otro lugar a comprar el producto que tú también vendes.

Las descripciones bien escritas de los productos ofrecen a tus clientes la confianza que necesitan cuando están indecisos.

Además de la publicidad, estas descripciones de productos son una de las herramientas de marketing en las que más se va a fijar un usuario que está en ese momento de duda/acción.

Es importante que te tome el tiempo necesario para escribir descripciones que dirijan el pensamiento de los usuarios a las excelencias de tu empresa.

Por otra parte, las descripciones no sólo tienen un impacto en los resultados finales, sino que también ayudan a educar a los clientes; lo que, a su vez, puede ayudar a crear confianza en tu marca.

Cómo escribir una descripción de un producto eficaz.

En primer lugar, investiga a tu público objetivo.

¿Quiénes son? ¿Qué mensajes les gustan y cuáles no? ¿Qué valoran en una empresa?

Contrariamente a la creencia popular, no se puede escribir una descripción básica sin más. Una mera instrucción descriptiva de lo que, evidentemente, el producto o servicio contiene.

En su lugar, necesitas definir a tu público objetivo creando en tu cabeza a un comprador estándar para el que vas a escribir. El llamado buyer persona.

Piense en los tipos de personas que podrían comprarte. Visualízalos y habla con ellos.

Escribe las descripciones teniéndolos en la cabeza y comprueba los resultados para posibles modificaciones del mensaje más adelante.

Piensa en lo que hace que tu producto sea único en su género.

Y, a continuación, cuando elabores la descripción, trata de responder las siguientes preguntas:

¿Qué ganará un cliente al comprar mi producto?

¿Qué problema resuelve mi producto?

¿Cómo funciona mi producto?

¿Qué es lo que hace que mi producto sea único y mejor que el de la competencia?

Estos son los elementos que convencen a las personas y te diferencian de los demás.

 

Escribe la descripción de tu producto de forma creativa.

Ahora viene la parte de escribir.

Al redactar la descripción del producto, asegúrate de hacerlo en un formato fácil de entender.

Oraciones cortas y párrafos cortos. Un texto ladrillo no es fácil de leer y lo último que quieres es ahuyentar a los clientes con una descripción del producto que sea un tostón.

Determina el mensaje, la voz, el tono y la emoción que deseas comunicar para vender el producto.

¿Quieres que sea más o menos informal?

¿Sólo pretendes informar?

¿Quieres emocionar?

Una vez más, recuerda a quien te estás dirigiendo y selecciona el tono que a esa persona le gustaría oír.

Escribe varias descripciones y elige la mejor.

Tómate tu tiempo. Lo normal es hacer algunas pruebas A/B durante algún periodo para comprobar qué mensaje funciona mejor y eliminar otras opciones que haya encima de la mesa

Si, de varias opciones, todas son aparentemente buenas. Crea a un Frankenstein. Júntalas todas en un mensaje conjunto…

Añade comentarios o efectos testados de tu producto.

Si ya habías lanzado el producto antes. No dudes en persuadir a tus clientes haciéndoles saber lo bien que les ha funcionado a otros.

Amazon es un gran ejemplo de esto.

Este tipo de “efecto probado”, además, genera confianza hacia tu marca.

 

Otros consejos para escribir la descripción del producto

  1. Usar herramientas de escritura online

¿Necesitas pulir tu verbo?

A continuación te presentamos algunas herramientas útiles para mejorarlo:

En primer lugar, usa https://languagetool.org/es/. Una web que te ayudará a corregir fallos de gramática y sentido de tus oraciones.

En segundo lugar, usa este corrector de textos online: https://www.correctoronline.es/

 

  1. Cuenta una historia

Los clientes han de imaginarse usando tu producto y ¿qué mejor manera de hacerlo que a través de un relato?

El objetivo del relato es convencer a través de lo cotidiano y empático.

Hay muchas maneras de hacer esto.

Puedes comenzar la descripción con una historia que  establezca un escenario; puedes contar una historia de cómo este producto resolverá un problema actual al que se enfrenta tu cliente; o puede contar una historia a cerca de los beneficios del producto.

La clave es mostrar al cliente cómo sería su vida con el producto y así, atraerlo a tu embudo de ventas.

  1. Optimización y SEO

La implementación de tácticas básicas de SEO, tales como insertar palabras clave primarias y palabras clave relacionadas es una gran manera de conseguir que tus páginas de aterrizaje se clasifiquen y sean más visibles para las personas que buscan tus productos.

La clave es implementar estas palabras clave de forma natural en las descripciones de tus productos para que los clientes no perciban de un modo muy obvio que solo buscas posicionarte. De nuevo, sé creativo.

Otra forma de optimizar y disminuir las tasas de rebote es hacer que sus descripciones sean visuales.

Como hemos mencionado, tus descripciones deben incluir oraciones cortas, párrafos y fotos, si es posible.

Una buena imagen vale más que mil palabras, pero un buen vídeo (corto y elocuente) aún es más valioso.

  1. Detalles y características del producto.

Cuanto más azúcar más dulce.

Detalla lo mejor que puedas todos los beneficios relacionados con el producto para que el cliente no tenga que buscar más.

  1. Sellos, distintivos y marca.

¿Es realmente tu producto una cosa fuera de serie?

¡Excelente!

No dudes en hacérselo saber a todos. Si dispones de un sello de calidad, garantía, etc…ponlo bien grande y claro.

  1. Usa palabras poderosas

Cuando escriba las descripciones de tus productos asegúrate de usar palabras que evoquen una respuesta emocional.

¿Qué palabras consiguen esto?

Aquí tienes una muestra:

Asombroso

Alucinante

Sensacional

Espectacular

Maravilloso

  1. Comprueba tu trabajo

Por último, al igual que con todos tus objetivos dentro del embudo de ventas, asegúrate de revisar tu trabajo antes de publicarlo.

Perderás credibilidad y confianza con los clientes si se te ocurre dejar errores ortográficos o gramaticales en las descripciones de tus productos.

Con todo, cuanto más esfuerzo y tiempo dediques a la creación de una descripción de un producto, más beneficios obtendrás.

¿Cómo puede ayudar Pyme Up?

Para que las descripciones de tus productos sean exitosas y generen ventas, necesitas diseñar un embudo de ventas efectivo.

Nosotros lo hacemos fácil. Disponemos del know-how de cientos de empresas, de diferentes servicios, con los que hemos trabajado y que ya están vendiendo y funcionando en Internet al máximo rendimiento.

Puedes tener más información en: https://pymeup.com/creacion-contenidos-web-alicante/

Consúltanos, queremos saber qué piensas. Déjanos un comentario y te responderemos inmediatamente.